Correos Market
imagen icono de categoria

Alimentación

MIO 1898
"Posiblemente el mejor jamón del mundo"
Producción y venta de jamones y embutidos.

Historia

MÍO 1898 es un proyecto especial que nace en el Valle de Los Pedroches (al ballut) en Córdoba, conocido por anteriores civilizaciones como “el valle de las Bellotas”.

Somos una familia de ganaderos de larga tradición.

Cuando mis bisabuelos engordaban sus cerdos ibéricos de bellota en los mismos parajes en los que yo hoy continúo haciéndolo, nunca pensarían que uno de sus descendientes diera este paso tan bonito de intentar defender nuestra variedad y situarla directamente en manos del consumidor.

La crianza de los cerdos, aquí en el Valle de los Pedroches es especial, el animal está inmerso en el medio ambiente, la naturaleza es su hábitat y el crecimiento es lento.

Se trata de piezas de artesanía, cada una diferente, tratadas con la sutileza que requiere un animal único. El bienestar animal es total desde la crianza y eso se traslada claramente a la calidad del producto (disponemos del certificado Welfair de bienestar animal). La parte final del engorde es comiendo hierba y bellotas exclusivamente.

Nuestra variedad de cerdo ibérico “Torbiscal” está catalogada en peligro de extinción. Algunos de sus cerditos, presentan una rayita blanca en la pezuña, una despigmentación, una característica que ha hecho que nadie los quisiera y que, en MÍO, hemos puesto en valor considerando este hecho como algo único, algo especial.

Un proyecto innovador de recuperación de esta variedad, por el cual nos otorgaron el Premio Joven Agricultor a la Sostenibilidad 2018.

Así mismo, hemos recibido en 2020 varios premios por este proyecto de recuperación e iniciativa a la sostenibilidad, a la innovación y el premio del Ministerio de Agricultura.

Mi padre inició esta aventura de apostar por este tipo de animal y gracias a su apuesta yo tengo el privilegio de tener algunas de las poquitas cerdas que existen de este tipo. Ser ganadero es lo más bonito que te puede suceder y más si cabe, si puedes criar tus animales en lugares únicos y posicionar el producto en las mejores mesas y manos.

Este producto es diferente, único, exclusivo y bien elaborado; con una historia real detrás 100% visitable desde el principio hasta el final. Aquí es donde verdaderamente se percibe la dimensión del proyecto, con los sonidos, los aromas y los matices de nuestra tierra.

Proyecto

Ponemos en su mesa todos los productos derivados de nuestros cerdos 100% ibéricos de bellota variedad torbiscal, amparado por la Denominación de Origen de los Pedroches, los cuales controlan el proceso con inspecciones más severas.

Nuestros embutidos (caña de lomo, salchichón, chorizo), están elaborados de una forma artesanal a partir de las mejores piezas nobles de nuestros cerdos, destacando el chorizo sin conservantes, sólo mezclando las especias justas para conseguir la intensidad y equilibrio perfecto.

Ventresca, curada solamente con sal durante 4 meses aproximadamente, es uno de nuestros productos exclusivos, ya que su la calidad de sus ácidos grasos es un manjar que se deshace en boca.

Así mismo, disponemos de todas las piezas nobles procedentes del cerdo ibérico (presa, pluma, solomillo, abanico, lagarto, secreto y lomo). Un gran producto, tal y como han corroborado, grandes chef de la gastronomía española.

“La carne es el resultado de la vida de nuestros animales y cuando su vida en términos de bienestar, salud y calidad es del máximo nivel, su carne también lo es”.

“Tras este inigualable sabor hay un trabajo maravilloso”.

Y por supuesto, nuestros Jamones y Paletas 100% Ibéricos de bellota, etiqueta negra, amparadas por la D.O Los Pedroches. Estos son la esencia de MÍO. El sabor del Ibérico Puro Torbiscal de Los Pedroches.

“Probablemente el mejor jamón del mundo”.

Equipo

Somos un equipo formado por 4 personas:

Rafa, veterinario y ganadero, se encarga de cuidar y llevar a cabo todo el proceso de cría de los cerdos 100 % ibéricos de bellota torbiscales en nuestras dehesas de Los Pedroches.

Su mujer, Carmen, médico de familia, apoyo incondicional a Rafa, aporta un punto de vista sanitario y nutricional a nuestros productos.

Pedro, ingeniero agrónomo y gran amigo de la familia, aporta la imagen de la marca, muy buenas ideas e intenta posicionar nuestro producto en las mejores mesas.

Ana, graduada en empresariales y turismo, se encarga de preparar todos los productos para que lleguen al punto final perfectos, cuidando hasta el más mínimo detalle.

Ver más información